Epistemowikia
Revista «Hiperenciclopédica» de Divulgación del Saber
Segunda Época, Año IX
Vol. 8, Núm. 3: de julio a agosto de 2014
Epistemowikia es parte de
Logotipo de CALA Virtual
CALAALA | Communitas | Evolvere
Editio | Epistemowikia | Exercitatio | Fictor | Flor
Epistemowikia no se hace responsable ni se identifica necesariamente con el contenido ni las opiniones expresadas por sus colaboradores.
La Universidad de Extremadura no se hace en ningún caso responsable de los contenidos publicados en Epistemowikia.
Ni la Asociación Conocimiento Comunal (CONOMUN) ni el Grupo de Investigación de Ingeniería Telemática Aplicada y Comunicaciones Avanzadas (GÍTACA) se hacen en ningún caso responsable de los contenidos publicados por terceros.

Inicio | La revista | Índex | Hemeroteca | Búsquedas | Quiénes somos | Contacto | Publica

Software Libre, combatiendo la Brecha Digital

De Epistemowikia


Dad gratis lo que gratis recibisteis (Mt 10,8)

La versión original y actualizada de este documento se puede encontrar en ruah.marianistas.org
Documento protegido por la licencia GFDL, léase nota final.


Daniel Pajuelo Vázquez, SM
smdani[arroba]marianistas.org
Blog Nova Bella
Octubre 2003, v1.52

A mis padres que gratis y en el amor me dieron la vida,
a la Compañía de María que gratis me enseña a amar en verdad,
y a ti, Dios mío, de quien todo procede y
por quien gratis doy todo lo que soy y lo que tengo,
a ti, gracias, Señor.

Introducción

El pasado mes de junio José María Vigil, director de la Agenda Latinoaméricana [1] se puso en contacto conmigo para invitarme a participar de la Agenda 2004 con un artículo sobre el Software Libre. Mi primera reacción fue de miedo, ¿quién soy yo para hablar de este tema?, hay mucha otra gente más preparada, con más experiencia y más consecuente que yo, después me di cuenta de que no se trataba de sentar cátedra, sino de ofrecer una visión alternativa, preocupada por la justicia social que a modo de servicio pudiera alentar a otras personas y comunidades a emprender su propia búsqueda de razones y medios para trabajar por un mundo más justo y en paz. Mi granito de arena son estas reflexiones en torno a la necesidad de que en nuestras instituciones y hogares hagamos una apuesta cada vez mayor por el software libre, abandonemos progresivamente la piratería y nos liberemos del software propietario, sobre todo de aquel que esclaviza.

Para los que no me conocéis me presento, me llamo Daniel Pajuelo Vázquez, nacido en 1977 en Valencia (España), soy religioso marianista, y durante este tiempo estoy completando mi formación técnica en Ingeniería Informática y Teológica en Barcelona. Desde niño he sido un apasionado de los ordenadores, y desde que conocí a Cristo un apasionado de su Verdad, y esta segunda pasión va transfigurando a la primera y poniéndola al servicio de mis hermanos. Eso es lo único que busco con este artículo, poder ofrecer con gratuidad lo que gratis yo he recibido, como un servicio, no como un alarde. Espero os sea útil.


Quiero dar las gracias a José María, por la oportunidad que me ha brindado de poder realizar este servicio, y espero haberlo escrito con la suficiente humildad de corazón como para llegue a dar los verdaderos frutos del Reino. Gracias

Índice

1. Tecnología y cibersociedad: la sociedad de la información
2. Desigualdades sociales en la cibersociedad: la brecha digital
3. Software: ¿Qué es?
4. El negocio del software. Derechos de autor.
5. La esclavitud tecnológica: prácticas monopolísticas
6. Software libre: la cibersociedad altruista
7. Sistema operativo LINUX: el centro del huracán
8. ¡Quiero usar Software Libre! ¿Por dónde empezar?
9. Cómo pasarse a Linux siendo usuario Windows
10. Otro mundo es posible, ¡Utiliza software libre!
11. Enlaces recomendados

1. Tecnología y cibersociedad: la sociedad de la información

Hablar de cibersociedad es hablar de una sociedad en la que la información es un recurso económico fundamental, base del desarrollo social y motor del proceso de globalización[2].


Cuando ponemos el prefijo -ciber- estamos pensando en ordenadores, robots y otras máquinas, en general estamos haciendo referencia a la tecnología. En la revolución industrial quedó manifiesto que poseer tecnología equivalía a obtener más beneficios. Actualmente pensamos lo mismo, pero además creemos que el mayor beneficio lo tienen aquellos que además de tecnología poseen la información[3] y gestionan el conocimiento.

Un ejemplo:

Tener un coche significa tener poder de desplazamiento rápido y de largas distancias, tener este poder de desplazamiento implica tener poder para transportar personas y cosas, que a su vez implica que podemos asistir a eventos y transportar mercancías que antes no podíamos. En este caso tener tecnología (coche) es tener un mayor poder o beneficio, pero si además poseemos el conocimiento de las rutas que nos llevarán a nuestro destino, ahorraremos en combustible y tiempo y nuestro beneficio será mayor. Tener acceso a la información y gestionarla nos ayuda a generar más beneficios.


El individuo de la cibersociedad para ‘socializarse’[4] tiene que pasar forzosamente por procesos de aprendizaje cada vez más complejos: aprender a leer y escribir, redactar, manejar ordenadores y electrodomésticos, conducir un vehículo, comprender los principios de la economía básica, etc.


Continuando con el ejemplo anterior:

Supongamos que deseamos obtener los beneficios de poseer un coche. Para ello no sólo nos hace falta el dinero para poder adquirirlo sino que deberemos obtener nuestro permiso de conducir. Obtener el permiso de conducir supone adquirirunos conocimientos: significado de las señales de tráfico, normas de conducción, primeros auxilios… y también unos procedimientos: manejar el coche, cambiar una rueda, repostar...

Es decir, aun cuando poseemos la tecnología, necesitamos completar los procesos de aprendizaje que nos capacitan para sacarle rendimiento.

2. Desigualdades sociales en la cibersociedad: la brecha digital

Obtener el coche y el permiso de conducir nos integrarán más y mejor en nuestra sociedad, ya que podremos participar más de ella.

Pero, ¿qué pasa cuando el individuo no posee recursos o acceso a los procesos de aprendizaje que le capaciten para manejar la tecnología?, ¿qué pasa cuando la tecnología o la educación son privilegio de unos pocos? Aquí surge lo que llamamos la brecha digital, las desigualdades sociales que surgen como diferencias en el acceso y la gestión de las tecnologías.


Un ejemplo:

Una joven de un pequeño pueblo rural, de familia humilde, va descubriendo que tiene grandes cualidades para la escritura. Sus años en la escuela rural (aprendizaje) y la biblioteca de su pueblo (información) le ha permitido mejorar mucho su estilo y dar cuerpo a las cualidades artísticas que posee. Ella se ha decidido a escribir una novela. Jamás ha visto un ordenador, así que con la vieja máquina de escribir de su padre y cargada de mucha paciencia en dos años consigue completar su novela. Su antiguo profesor de literatura elogia su trabajo y le pide que saque copias para enviarlas a las editoriales de la ciudad. Ella con calma vuelve a copiar con la vieja máquina todo el libro seis y siete veces, empleando 2 meses para ello. Pero tras el enorme esfuerzo al cabo de 6 meses, las editoriales rechazan su novela sin tan siquiera leerla, y la explicación que recibe es que el formato en que la envía (papel) es intratable, que ha de enviarlo en formato doc. Durante este tiempo (dos años y ocho meses), un joven de ciudad con menos dotes artísticas para escribir pero con habilidad para manejar el procesador de textos y el correo electrónico ha publicado ya 3 novelas. Este chico poseía su propio ordenador, así como dinero suficiente para pagar el software (sistema operativo, procesador de textos, gestor de correo). Esto, unido al curso de informática básica que hizo al acabar sus estudios, le ha permitido enviar por correo electrónico a sus compañeros las novelas antes de ser publicadas y así perfeccionarlas hasta conseguir un trabajo digno de ser publicado.

¿Quién tenía más cualidades para escribir?

Sin embargo, ¿quién triunfa como escritor/a?

La brecha digital ha sido la causante de estas desigualdades sociales, que impiden una justa competitividad desde la igualdad de oportunidades.


La brecha digital se produce a causa de muchos factores: poder adquisitivo, alto coste de la tecnología, de los ordenadores, alto coste del software que permite que funcionen y los podamos manejar, la falta de formación o la imposibilidad de acceder a los procesos de aprendizaje...

En este artículo quiero poner el énfasis en el problema del software, el alto coste que supone y las diferencias sociales que provoca, así como las dependencias que crean las empresas de software para con sus clientes, hasta el punto de esclavizarlos a sus programas. De este análisis surgirá la necesidad de buscar formas nuevas, más humanas y justas de producir y utilizar el software, en concreto hablaré del software libre, no sujeto a restrictivas y caras licencias propietarias, y abierto para ser mejorado y copiado.

3. Software: ¿Qué es?

"Conjunto de programas, instrucciones y reglas informáticas para ejecutar ciertas tareas en una computadora."[5]

Una computadora sin programas es como un coche sin gasolina, o unas gafas sin cristales. Concretamente el sistema operativo es el software básico e imprescindible para que un ordenador pueda arrancar. Un ordenador sin sistema operativo es sólo un montón de cacharrería inservible.

El resto del software que solemos utilizar, procesador de textos, hoja de cálculo, navegador, gestor de correo electrónico, son programas básicos para poder sacar partido a la computadora.

4. El negocio del software. Derechos de autor

Decir que el mercado del software es un gran negocio es algo que no necesita de justificación. Es un mercado amplio, donde cabe la justa competencia y a la vez es necesaria una fuerte ética para no caer en prácticas monopolísticas o lucrativas.


Normalmente en nuestras computadoras tenemos instalado software por el cual no hemos pagado, y que algún amigo nos ha copiado o hemos bajado de Internet. Esta práctica tan común se convierte en piratería y en violación de la leyes de los derechos de autor cuando el software que copiamos es software propietario. Ejemplo: sistemas operativos Windows, paquete Microsoft Office, programas de retoque fotográfico como Photoshop...

En el software propietario, su uso, redistribución o modificación está prohibida.

Respetar el copyright es un deber ético y cívico, pero se convierte en una injusticia cuando por programas imprescindibles como el sistema operativo o de alta necesidad como los procesadores de texto tenemos que pagar cantidades exageradas. Otro inconveniente es que si soy programador tampoco podré retocar el código del programa que he adquirido porque me lo prohíbe la licencia, cosa que nos parecería una injusticia si al comprar nuestro coche nos tuvieran prohibido pintarlo de otro color, o cambiarle el equipo de música...

El aumento masivo de la piratería tiene parte de su justificación en el ensanchamiento de la brecha digital, cada vez hay más dependencia de las computadoras y del software y cada vez son más personas las que no pueden permitirse el lujo de pagar las licencias del software que utilizan.

Sin embargo esto no puede ser una justificación de la piratería, pues atentamos contra los principios del mercado que han permitido que ese software vea la luz. Si todos pirateamos a una empresa, acabamos perjudicándola, viéndose obligada a aumentar sus precios o ir a la quiebra y dejar de producir ese software que nos interesa. La piratería también perjudica al software libre (del que más adelante hablaré), aquel por el cual no hay que pagar, pues mientras pirateamos el software propietario no necesitamos del libre, y perjudicamos seriamente la creación, uso y perfeccionamiento de los programas de libre distribución.

La piratería ha sido durante muchos años la mejor propaganda de sistemas operativos como MS-Dos y Windows, o el paquete MS-Office, ante la cual Microsoft ha hecho la vista gorda sabiendo que era la mejor forma de captar clientes que tarde o temprano acabarían enganchados a su producto y tendrían que pagar por él. La piratería no puede ser la respuesta ante la brecha digital, debemos evitarla en la medida de lo posible, primero en nuestros hogares, y luego en nuestro trabajo, empresa, escuelas, administraciones públicas…

5. La esclavitud tecnológica: prácticas monopolísticas

Esclavitud: "Sujeción excesiva por la cual se ve sometida una persona a otra, o a un trabajo u obligación"[6]

¿Qué es la esclavitud tecnológica?

Exprimiendo el ejemplo del coche podremos entenderlo mejor:

Deseamos comprar un coche, somos novatos en esto de los coches y no sabemos muy bien cómo elegir, así que acudimos a un concesionario de confianza de una prestigiosa marca y pedimos consejo. Allí, por supuesto, nos venden uno de sus coches, prometiéndonos que no hay nada mejor en el mercado en la proporción calidad/precio. Todo va bien hasta que deseamos llevar el coche a revisión o alguna pieza falla y debemos cambiarla, entonces en todos los talleres nos dicen que no pueden hacer nada y que debemos llevar el vehículo aun concesionario de la casa, pues todos lo componentes son especiales, y lo que nos costaría 200 € en un taller común nos viene a salir por 1200 € en el concesionario oficial.

Esto es la esclavitud tecnológica, la sujeción excesiva a la que acabamos sometidos al utilizar ciertas marcas de ordenadores o componentes, o cierto software.

La esclavitud es tanto mayor cuanto menos ética tiene la empresa, más lucro busca y por lo tanto más prácticas monopolísticas lleva a cabo: presión a los fabricantes de hardware para que sus equipos lleven su producto de fábrica[7], inundación de las universidades con licencias de bajo coste para forzar una educación basada en sus productos, sobornos a los profesores y responsables de la implantación del software en las mismas universidades, grandes empresas, entidades públicas, compra masiva de pequeñas empresas o productos emergentes que pudieran suponer una amenaza para su hegemonía... por no hablar de delitos mayores como el robo de código o clonación de otro software maquillándolo, intimidación a la pequeña empresa y a los programadores

Sin entrar a dar ejemplos concretos de empresas que realizan o han sido acusadas de realizar estas prácticas esclavizantes, todos podemos decir que en cierto modo vivimos esclavos de algunos de los programas que usamos.


Un ejemplo:

Muchos hemos utilizado ya hace años el Wordperfect como procesador de textos, y con el paso de los años casi todos hemos acabado planteándonos la misma cuestión: ¿Cómo voy a utilizar Wordperfect si todo el mundo utiliza Word? Y aun pensando que el primero es mejor nos vemos obligados a migrar al segundo porque lo impone el mercado (o las prácticas monopolísticas de cierta empresa). Y hemos llegado a creer que no había alternativa, y que el mundo de los procesadores de texto se reducía a Word.


Sin embargo, la alternativa existe, y cada vez empuja con más fuerza, se llama Software Libre, y hoy representa una verdadera amenaza para las empresas de software que encadenan a los clientes a sus productos y una verdadera liberación que puede disminuir el abismo que está creando la brecha digital.

6. Software libre: la cibersociedad altruista

¿Permaneceremos atados para siempre al software propietario, a sus imposiciones restrictivas, su baja calidad y sus altos costes? ¿Será acaso que en este mundo plagado de avances tecnológicos, no exista otra alternativa? Si existe una alternativa, ¿es posible que reduzca la brecha tecnológica?

Sí, es posible, y hoy esta posibilidad se encarna en la Fundación Software Libre[8], de la cual beben muchas comunidades de programadores altruistas que de forma cooperativa comparten sus ideas, programas, y perfeccionan el código de otros en una comunión total de bienes, en beneficio e igualdad para todos.


"Software Libre" se refiere a la libertad de los usuarios para ejecutar, copiar, distribuir, estudiar, cambiar y mejorar el software. De modo más preciso, se refiere a cuatro libertades de los usuarios del software[9]:

  • La libertad de usar el programa, con cualquier propósito.
  • La libertad de estudiar cómo funciona el programa, y adaptarlo a tus necesidades. El acceso al código fuente es una condición previa para esto.
  • La libertad de distribuir copias, con lo que puedes ayudar a tu prójimo.
  • La libertad de mejorar el programa y hacer públicas las mejoras a los demás, de modo que toda la sociedad se beneficie. El acceso al código fuente es un requisito previo para esto.

7. Sistema operativo LINUX: el centro del huracán

[10] "Estoy trabajando en una versión libre de un sistema operativo parecido a Minix". Este mensaje enviado a un foro de Internet el 5 de octubre de 1991 por un estudiante finlandés –Linus Torvalds– prendió la chispa. Once años después, decenas de miles de personas trabajan desinteresadamente en todo el mundo entorno a lo que allí nació: Linux.

Pero, ¿qué es Linux? Es la punta del iceberg de un movimiento altruista que trastoca la forma en la que se crean los programas. La búsqueda del beneficio económico queda relegada por el deseo de aportar algo útil a la comunidad.

Linux es el núcleo de un sistema operativo, esto es, la madre de todos los programas. Es la aplicación que dirige al resto, como lo hacen Windows en los PCs o MacOS en los Macintosh. Pero, Linux es libre. Cualquiera puede copiarlo, regalarlo, distribuirlo o mejorarlo, e incluso venderlo, pero siempre con las tripas al aire para que otros también puedan copiarlo, regalarlo, distribuirlo o mejorarlo. Por eso muchos creen que Linux es gratis, cuando el término correcto es libre. Los programas comerciales se venden sellados y el usuario, más allá de la buena fe, no tiene ningún medio para comprobar qué hará realmente el programa una vez instalado.

Linux, y todos los programas que se han creado siguiendo la filosofía del software libre, tiene el código fuente (las entrañas) a la vista, para que cualquiera pueda comprobar sus cimientos y, si le gustan, usarlos en todo o en parte para construir otras aplicaciones. De esta manera, se evita reinventar permanentemente la rueda, como ocurre con las aplicaciones al uso donde los programadores deben siempre empezar sus creaciones de cero.

Por ese motivo Linux es un sistema operativo que crece día a día con la aportación desinteresada de usuarios de todo el mundo que han encontrado en Internet la vía perfecta para trabajar en equipo, a pesar de los miles de kilómetros y los usos horarios que los separan. ¿Por qué lo hacen? En su mayoría por el mero placer de crear algo útil. Es el mismo espíritu que ayudó a crear una Internet abierta y libre-pensante partiendo de una Red militar que se abría tímidamente a la comunidad universitaria. Además, hoy por hoy Linux es, según los expertos, la única alternativa sólida a la posición hegemónica que el Windows de Microsoft mantiene en la inmensa mayoría de ordenadores personales.

Pero, Linux, a pesar de ser la marca más conocida del software libre, es sólo el corazón del sistema. A su alrededor se han creado muchos otros programas perfectamente equiparables a los de pago. Unos ejemplos: Open Office, un paquete de programas que incluye un procesador de textos como Word, hoja de cálculo, creador de presentaciones al estilo pwer point..., XMMS reproduce música como Microsoft Media Player, Gimp retoca fotografías como Photoshop y Evolution hace las veces de Outlook.


Durante años, Linux y los programas que lo rodeaban han sido un gueto para gurús de la informática. Resultaban complicados de usar y requerían unos conocimientos de las entrañas del ordenador que sólo estaban al alcance de unos pocos. Sin embargo, las cosas están cambiando. Trabajar con Linux puede ser tan sencillo como hacerlo en Windows o en Macintosh. Hace años, el "háztelo tú mismo" era la única opción: el usuario debía instalar el núcleo y todos los programas necesarios uno a uno en una labor complicada y tediosa. Para simplificar este proceso, varias empresas han creado lo que se conoce como distribuciones, como Mandrake o Red Hat, que empaquetan el núcleo junto a una completa serie de aplicaciones que se instalan de una forma sencilla y más o menos automática.

Estas distribuciones están a la venta, pero pueden ser copiadas libremente. Muchos usuarios deciden comprarlas para ahorrarse así las molestias de descargar varios CDs de datos de Internet (algo que puede ser exasperante si no se tiene una buena conexión) y tener así los manuales impresos. Además, es una manera de apoyar a un movimiento en el que creen.

Donde más se ha extendido Linux es en los servidores que ofrecen páginas web, donde un programa que funciona bajo esta filosofía, Apache, es líder por encima de todas las alternativas comerciales. Por lo demás, hay sistemas Linux en teléfonos móviles, ordenadores de mano e, incluso, relojes. Y es que una de sus mayores virtudes es la modularidad. En cada dispositivo funciona adaptándose para exprimir al máximo su potencial. Por eso puede funcionar en un viejo 386 (el primer ordenador para el que fue creado), en un ultimísimo Pentium IV o en un colosal servidor de varios gigabytes de memoria RAM.

Linux ha sido durante años un sistema operativo que sólo se podía manejar por órdenes textuales. Esto es, el ratón no funcionaba y en pantalla no había iconos sobre los que hacer clic. Era similar al vetusto MS-DOS que precedió en los ordenadores domésticos al colorido Windows.

Sin embargo, eso ya ha cambiado. A pesar de que los usuarios profesionales pueden continuar con la consola (esto es, la introducción de órdenes textuales a la antigua usanza: un sistema más complicado pero también más preciso), los usuarios domésticos tienen a su elección varios entornos de gráficos (escritorios) que han elevado la apariencia de Linux, al menos, hasta el nivel de la competencia.

Los escritorios más famosos en Linux son KDE y Gnome, que imitan los sistemas clásicos (el de Macintosh y el de Windows) incorporando nuevas funcionalidades. Pero no son los únicos: Icewm, por ejemplo, consigue un entorno agradable con un uso irrisorio de recursos y Enlightenment incorpora un escenario futurista muy personalizable que incorpora maneras de interactuar con la máquina inéditas en el resto de sistemas. Una delicia para los que gustan de probar cosas nuevas.

8. ¡Quiero usar Software Libre! ¿Por dónde empezar?

Si ya estás decidido/a a utilizar software libre, a implantarlo en tu empresa o negocio, a abandonar la piratería y a colaborar en el desarrollo de software sostenible aquí van algunas orientaciones:

  • No empieces de golpe. Si intentas cambiar todo tu software actual por software libre vas a necesitas muchas horas de aprendizaje y adaptación y corres el peligro de saturarte.
  • Poco a poco. Selecciona una o dos aplicaciones de Software Libre por donde desees comenzar a trabajar. Mi recomendación es que te instales el paquete OpenOffice[11] y el navegador Mozilla[12] sin desinstalar todavía el Microsoft Office o el Internet Explorer. OpenOffice es un paquete similar a Microsoft Office, que incluye procesador de textos, hoja de cálculo, programa de presentaciones, editor de páginas web… OpenOffice tiene su formato propio de documentos pero puede abrir los formatos de Microsoft con bastantes garantías de éxito. También puede almacenar los documentos en formato compatible con todos los procesadores.
  • Procesador de textos de OpenOffice. Puedes descargarte algún manual[13] de Internet o comenzar a trabajar directamente. Si eres usuario experimentado de Microsoft Word lo mejor será la segunda opción, ya que el parecido entre las dos aplicaciones es muy alto y será fácil que te hagas con el control de las funciones básicas en poco tiempo.
  • Oblígate a comenzar todos tus nuevos documentos con OpenOffice. Es fácil caer en la inercia de volver a utilizar Microsoft Word. Si quieres mantener la compatibilidad de tus documentos con Word (útil si vas a intercambiarlos con personas que aun lo utilizan) puedes guardarlos en formato RTF (totalmente compatible con todos los procesadores) o incluso en formato DOC de MS-Word.
  • Navegador Mozilla. Imagino que ya conoces el navegador Internet Explorer, pues bien, el programa equivalente en el mundo de Software Libre es Mozilla, un excelente navegador, heredero de Netscape y que mejora día a día. Instálalo y al igual que con el OpenOffice oblígate a navegar con él. Te harás pronto con el control ya que es muy similar en funciones al IE de Microsoft.


Progresivamente puedes ir migrando todo tu software propietario a Software Libre[14] sin necesidad de abandonar el Windows (que es el cambio más drástico).

Al final de este documento, en enlaces recomendados, tenéis un documento actualizado en español, con una excelente lista detallada de Software Libre bajo Windows.

El paso final será abandonar Windows y pasarte a Linux, el sistema operativo totalmente libre. El siguiente punto habla sobre ello.

9. Cómo pasarse a Linux siendo usuario Windows

[15] Las principales cuestiones que se plantean a la hora de instalarse Linux son:

a) ¿Qué distribución es la mejor para instalarse? Una distribución es una versión de Linux (existen muchas), todas compatibles entre sí (casi siempre) pero con entornos y mejoras, distintas. Yo utilizo y recomiendo Red Hat, sobre todo para servidores. Si vas a instalarlo en estaciones de trabajo o en tu casa tal vez sea mejor Debian puro, o alguna de sus distribución modificada[16]. Aquí pongo un resumen[17]:

  • Debian
http://www.debian.org/
Debian es la distribución oficial del proyecto GNU. Viene en varios tipos, y ha sido portado para muchas arquitecturas (PC, Macintosh, estaciones de trabajo Sun , SGI, ...). Es extremadamente estable y seguro.
  • Mandrake
http://www.mandrakelinux.com/en/
Mandrake es una distribución intenta ser lo mas fácil posible de usar y de instalar para un nuevo usuario. Viene con un conveniente instalador gráfico, disponiendo de una reseñable utilidad de particionado.
  • SuSE
http://www.suse.com/index_us.html
SuSE es una distribución comercial que proporciona herramientas administrativas de alta calidad. Esta bien integrado y su estabilidad es aceptable
  • Red Hat
http://www.redhat.com/
Red Hat es una distribución comercial que es popular en el ambiente de negocios. Ofrece montones productos exclusivos, así como certificaciones, contratos de soporte, etc.

b) Antes de comenzar con farragosas instalaciones te advierto que es posible utilizar un completo sistema GNU/Linux sin instalar nada en tu disco duro: todo viene en un CD Linux desde el cual el PC arranca. El proyecto Knoppix[18] esta comprometido a proveer una extremadamente buena distribución Linux que puede ser ejecutada desde una unidad de CD-ROM. Auto-detectará tu hardware y serás capaz de ejecutar mas de 2 GB de software desde un CD-ROM normal, así como acceder a tu disco duro.

Knoppix es perfecto para descubrir Linux sin la molestia de reparticionar tu disco duro , y evitando el riesgo de perder datos. Es también perfectamente utilizable como sistema operativo de rescate. Además, es posible actualmente instalar Knoppix en tu disco duro, si quieres usarlo como tu sistema principal o alternativo.


c) Si lo que deseas es instalar Linux se te plantea la cuestión ¿Dónde descargar la distribución? Lo mejor es acudir directamente a la web oficial de la distribución que elijáis donde encontraréis las últimas versiones. Si escogéis Red Hat os recomiendo el FTP de la red de universidades españolas por ser muy rápido y soportar muchos usuarios: REDIRIS ftp://ftp.rediris.es/ . Tened en cuenta que son varios CD's. Necesitaréis una conexión rápida.


d) ¿Cómo la instalo? Basta introducir el CD, arrancar el ordenador y se instala sola. Es sencillísimo (al menos la Red Hat, que es la que más conozco). En el proceso de instalación te permite partir el disco duro, y conservar tu Windows, si lo que quieres es mantener los dos en tu equipo.


e) ¿Cómo se utiliza? Te recomiendo que trastees por el entorno de ventanas, como seguramente hiciste para aprender a manejar Windows. Si eres de los de leer manuales, busca en Google (tiene un buscador sólo de Linux http://www.google.com/linux), tienes MILES de páginas y muchas en español. Esta es la página oficial del proyecto de documentación Linux en español: http://es.tldp.org/

10. Otro mundo es posible, ¡Utiliza software libre!

El Software Libre cada día tiene más fuerza, poco a poco los gobiernos van implantándolo en las administraciones públicas aun a pesar de las constantes presiones de Microsoft para impedirlo. En Perú tenemos el ejemplo del congresista Edgar Villanueva que ante su potente iniciativa de que las administraciones públicas utilicen Software Libre se ha visto fuertemente atacado por Microsoft[19]. También Argentina parece que quiere subirse al carro, y en España[20] varias administraciones como la andaluza o la valenciana, el gobierno Brasileño que ya comienza a planteárselo seriamente

Decididamente el Software Libre avanzará con el apoyo de los gobiernos y la sociedad civil. Hoy ya puedes empezar a colaborar en la construcción de un mundo diferente, súbete al carro del software libre.

11. Enlaces recomendados

  • Proyecto Lucas
http://lucas.hispalinux.es/
Lucas es la mayor biblioteca en español de documentación sobre software libre. Los textos están muy bien explicados, y permiten a cualquier usuario (novel o experimentado) exprimir el potencial de Linux y de los programas adyacentes con un poco de paciencia y ganas de aprender.
  • Artículo: Repercusión Socioeconómica del Software Libre (R. Santos)
http://www.hispalinux.es/~rsantos/repercusion-socioeconomica-del-software-libreV02.pdf
  • Artículo: La empresa ante el software libre
http://www.marianistas.org/anavegantes/Articulos/La_empresa_ante_el_software_libre.pdf
  • Artículo: Software libre y fe en Jesús
http://www.marianistas.org/comunidad_47_1175_0.htm
  • Artículo: ¿Microsoft?
http://www.smaldone.com.ar/opinion/docs/microsoft.html
Artículo de Javier Smaldone que analiza los mitos y verdades sobre Bill Gates y Microsoft.
  • Artículo y foro: ¿Cómo pasarse a Linux siendo usuario Windows?
http://www.marianistas.org/comunidad_56_973_0.htm
Foro de orientación para los usuarios que desean migrar a Linux desde Windows. Está abierto a consultas.
  • Aquí puedes encontrar la más extensa lista actualizada de Software Libre bajo Windows:
http://osl.softwarelibre.ulpgc.es/SL_Win32/documentacion/html/ftp_win.html
  • Tabla de equivalencias de software análogo a Windows en Linux
http://linuxshop.ru/linuxbegin/win-lin-soft-spanish/

Referencias

  1. http://latinoamericana.org/
  2. JOYANES, Luis. (1997):”Cibersociedad, los retos sociales ante un nuevo mundo digital”, Madrid, McGraw-Hill, 337 pp.
  3. Por información entiendo que hablamos de los conocimientos y los procedimientos, también de las opiniones, que entran más en el terreno del juicio y la moral personal.
  4. Integrarse en su sociedad, participar de ella, poder aportar lo que es y lo que tiene, y recibir de ella lo que necesita para ser en plenitud.
  5. Diccionario de la Real Academia de la lengua española (XXII edición)
  6. Diccionario de la Real Academia de la lengua española (XXII edición)
  7. Debido a la posición monopólica en la que se encuentra, Microsoft puede ejercer gran presión sobre los fabricantes de hardware. Dicha presión se traduce, por ejemplo, en la prohibición de vender equipos con otros sistemas operativos instalados, so pena de no brindar descuentos en la venta de licencias de Windows u Office a dicho vendedor. Ningún fabricante de ordenadores personales osaría enfrentarse a Microsoft y perder por esto la posibilidad de ofrecer sus equipos con Windows preinstalado (y a un precio menor que el de venta al público). Esto ha llevado a que, actualmente, sea muy difícil poder adquirir un ordenador de marca reconocida sin que en el precio esté incluido el costo de, al menos, una licencia de alguna versión de Windows (aunque uno no desee usar este producto).
    Léase el artículo de Javier Smaldone recomendado al final de este documento.
  8. Free Software Fundation,
    http://www.fsf.org/
  9. Filosofía del Software libre de la Free Software Fundation,
    :http://www.gnu.org/philosophy/free-sw.es.html
  10. Revista Consumer, del grupo Eroski. http://revista.consumer.es/
  11. Puedes descargar OpenOffice de forma totalmente gratuita y en español aquí mismo:
    http://es.openoffice.org/
    Te recomiendo este foro para realizar tus consultas sobre OpenOffice:
    http://www.marianistas.org/comunidad_59_1036_0.htm
  12. Puedes descargar Mozilla (tiene versión en español) desde aquí:
    http://www.marianistas.org/comunidad_59_1257_0.htm
    Te recomiendo este foro para realizar tus consultas sobre Mozilla:
    http://www.marianistas.org/comunidad_59_1257_0.htm
  13. En http://ruah.marianistas.org podrás encontrar manuales y foros relacionados con el Software Libre
  14. En esta web dispones de un CD completo con la selección de los mejores programas de Software Libre y en español:
    http://gnuwin.epfl.ch/es/index.html
  15. Información ampliada y actualizada sobre este tema se puede encontrar en el foro ¿Cómo pasarse a Linux siendo usuario Windows?
    http://www.marianistas.org/comunidad_56_973_0.htm
  16. Por ejemplo Guadalinex, que es una distribución de la Junta de Andalucía (España) pensada para los centros educativos.
    http://www.guadalinex.org/
  17. Resumen extraído de http://gnuwin.epfl.ch/es/linux/index.html
  18. Knoppix en español http://www.cylnux.org/knoppix-es/
  19. Carta de Microsoft Corp. al Congresista Edgar Villanueva N.
    http://www.gnu.org.pe/mscarta.html
    Respuesta del Congresista Villanueva a Microsoft
    http://www.gnu.org.pe/rescon.html
  20. Informe de uso de Software Libre en España (Andago)
    http://www.hispalinux.es/~rsantos/estudio_andago_linux.pdf

Licencia

Ágora Marianista (c) 1998
Este documento está bajo licencia GFDL www.gnu.org
Se autoriza la copia y distribución por cualquier medio
siempre que se realice bajo esta misma licencia y se incluya esta nota.
La versión original y actualizada de este documento se puede encontrar en ruah.marianistas.org



Los contenidos de esta página están publicados con la licencia GNU Free Documentation License 1.2 (GNU FDL 1.2), sin secciones invariantes, sin textos en portada ni contraportada.
Puedes consultar una traducción no oficial aquí.
Los autores de esta obra están de acuerdo en su relicenciamiento a: «GNU FDL 1.3, o posterior», sin secciones invariantes, sin textos en portada ni contraportada.


Herramientas personales